Google+ Experimentos caseros: Cómo hacer fósforos impermeables de supervivencia

martes, 8 de abril de 2014

Cómo hacer fósforos impermeables de supervivencia

Fósforos impermeables caseros, supervivencia casera, experimentos caseros, fósforos sumergibles, cerillas impermeables, cerillas sumergibles, supervivencia, supervivencia extrema, experimentos, experimento, inventos, invento, inventos caseros, experimentos científicos, feria de ciencias, experimentos para la feria de ciencias, experimentos de física

Hoy os enseñamos un experimento de supervivencia muy útil para evitar que vuestras cerillas se echen a perder al mojarse. Se trata de un truco con una simple vela para conseguir unos fósforos impermeables, es decir, que se puedan sumergir en el agua sin problemas ;)





Materiales:

- Una caja de cerillas.
- Una vela (de parafina).
- Cinta aislante.




Procedimiento:


Lo primero que tenemos que hacer es encender la vela, con una de las cerillas o con un mechero, y la dejamos así un rato. Alrededor de la llama se irá formando un pequeño "charco" de cera derretida, que es lo que necesitamos. Cuando haya la suficiente, lo que tenemos que hacer es ir envolviendo en ella la parte superior de las cerillas, de forma que queden bien impregnadas de parafina. Una vez hecho, las dejamos secar.

Por otro lado, tenemos que cubrir con un trozo de cinta aislante las dos bandas de fósforo de los laterales de la caja de cerillas, para evitar que se mojen.

Una vez esté todo listo, ya podemos llevar a cualquier excursión nuestra caja de cerillas a prueba de agua. Para comprobar que funciona, probamos en casa a meterlo en un recipiente con agua.

Para encender uno de nuestros fósforos impermeables, lo único que tenemos que hacer es quitarle la cera de la cabeza con la uña, despegar la cinta aislante de la banda de fósforo y... ¡hacer lo de siempre! La cerilla se prenderá sin ninguna dificultad ;)




Explicación:

Lo que hemos hecho al impregnar los fósforos de cera ha sido impermeabilizarlos, de forma que el agua no sea capaz de pasar a través de ellos. Así, conseguimos que, al quitar la cera, el fósforo esté intacto y se pueda encender perfectamente. Por otro lado, la banda de fósforo tampoco podía mojarse, pero con la cera se habría estropeado, por lo que la mejor solución era colocar un poco de cinta aislante.

Por último, añadir que la parafina es un buen combustible (por eso se utiliza en las velas), por lo que las cerillas, aparte de ser resistentes al agua, durarán más tiempo encendidas.






Aquí os dejamos el vídeo de ExpCaseros, donde se explica todo el paso a paso y se pueden comprobar los estupendos resultados, ¡no te lo pierdas! ;)




1 comentario:

  1. lol esta buena la info.! (: lo k necesito! :3

    ResponderEliminar